Dehcho First Nations

Dehcho First Nations

El plan propone la protección del 50%.

Dehcho es un territorio de 220,000 km2 de bosque boreal y montañas mayor que muchos países y que está ubicado en los Territorios Noroeste de Canadá, en el río Mackenzie (Deh Cho, en la lengua Dene). Los Dehcho First Nations somos parte de la tribu Dene, y habitamos estas tierras desde tiempos inmemoriales. Algunos de nuestros ancianos nacieron en medio del monte y siguen hablando el slavey, una lengua atabascana. El estilo de vida tradicional de recolección continúa siendo el motor económico y cultural de nuestra tierra, aunque hay una gran presión de desarrollo industrial que incluye un importante gaseoducto y actividades mineras. La tierra tiene un profundo significado para los Dehcho y por ello nuestros derechos están protegidos en la sección 35 de la constitución de Canadá. Además, hemos iniciado un proceso con el Gobierno de este país que establece el futuro de esta tierra en un tratado.

Nuestros esfuerzos de conservación de las tierras silvestres comenzaron con la cartografía de las áreas de uso tradicional de nuestro pueblo, para el cual hicimos primero un proceso consultivo. Lo siguiente fue digitalizar ese material utilizando ciencia occidental y crear un mapa que mostrase las áreas núcleo y los corredores que las conectan, territorios que deseamos conservar para el uso tradicional de nuestro pueblo y para la protección de la tierra. A continuación negociamos con Canadá para que ese área fuera retirada de cualquier propuesta de desarrollo industrial. Para garantizar la protección permanente de estas tierras utilizamos diferentes instrumentos legales que incluyen el trabajo con Parks Canada para proteger toda la cuenca sur del río Nahanni y el Ram Plateau (una superficie de 36,000 km2) que será incluida como una expansión del parque nacional bajo el Acta de Parques Nacionales de Canadá y que sería gestionado en conjunto con nuestro pueblo. La conservación de esta cabecera de cuenca es vital para la calidad de nuestras aguas y para nuestra herencia cultural.

El siguiente paso para proteger nuestra tierra es el Proceso de Ordenamiento Territorial Dehcho, que ya está en marcha con un primer borrador presentado en junio de 2005. El plan propone la protección del 50% de nuestro territorio en zonas de conservación interconectadas, una proporción de superficie protegida que creemos que funciona bien para asegurar el futuro de nuestra tierra y de la vida silvestre, y que es un objetivo factible para el resto de los pueblos First Nations. Una buena gestión basada en el equilibrio de los usos del suelo, el empleo de una zonificación con espacios de uso general y un corredor de infraestructuras permitiría ciertas actividades industriales desarrolladas de manera respetuosa y coherente con la Convención para la Conservación del Bosque Boreal de Canadá de la que somos firmantes fundadores. El Comité de Ordenamiento Territorial Dehcho someterá a consulta el proceso en 2006 y trabajaremos para que el plan de ordenamiento final con todas sus áreas de protección sea adoptado por Canadá tras las negociaciones, para que el proceso Dehcho finalice en marzo de 2008.